Tu portal de Industria 4.0

Materia programable: una explosión de luz que cambia los colores y patrones de los objetos

El avance podría acelerar el desarrollo de productos hasta el punto de permitir a los diseñadores de productos realizar prototipos sin atascarse con la pintura o la impresión.

Los investigadores del MIT han desarrollado una forma de cambiar rápidamente las imágenes en las superficies de los objetos. El sistema, denominado «ChromoUpdate», combina un proyector de luz ultravioleta (UV) con elementos con un tinte activado por luz. La luz proyectada que altera las propiedades reflectantes del tinte, creando nuevas imágenes coloridas en solo unos minutos.

«ChromoUpdate aprovecha los rápidos ciclos de programación, cosas que no habrían sido posibles antes», comenta Michael Wessley, autor principal del estudio y postdoctorado en el Laboratorio de Inteligencia Artificial y Ciencias de la Computación del MIT. El ChromoUpdate se basa en el sistema de materia programable, llamado PhotoChromeleon. Ese método fue «el primero en demostrar que podemos tener texturas multicolores de alta resolución que podemos reprogramar una y otra vez».

PhotoChromeleon utilizó una tinta similar a la laca que comprende tintes cian, magenta y amarillo. El usuario cubrió un objeto con una capa de tinta, que luego podría reprogramarse con luz. Primero, se iluminó la tinta con luz ultravioleta de un LED, saturando completamente los tintes. A continuación, los tintes se desaturaron selectivamente con un proyector de luz visible, llevando cada píxel a su color deseado y dejando atrás la imagen final. Sin embargo, PhotoChromeleon fue innovador, pero lento. Se tardaron unos 20 minutos en actualizar una imagen. Pero, «podemos acelerar el proceso», dice Wessely.

Michael espera seguir mejorando la tecnología. En la actualidad, la tinta activada por luz está especializada para superficies lisas y rígidas como tazas, carcasas de teléfonos o automóviles. Pero los investigadores están trabajando hacia textiles flexibles y programables. «Estamos buscando métodos para teñir telas y potencialmente usar fibras emisoras de luz», dice Wessely. «Entonces, podríamos tener ropa, camisetas y zapatos y que todo eso se pueda reprogramar».

Los investigadores se han asociado con un grupo de fabricantes textiles en París para ver cómo se puede incorporar ChomoUpdate en el proceso de diseño. Además, cabe destacar que esta investigación fue financiada, en parte, por Ford.

Comparte esta noticia en: