Los gigantes tecnológicos a un paso de abandonar Hong Kong

El motivo son las leyes de privacidad propuestas por las autoridades, quienes afirman que la nueva ley solo tendrá como objetivo atajar el comportamiento ilegal.

Los grandes gigantes del sector tecnológico, entre los que figuran Facebook, Twitter y Google, han amenazado con dejar de ofrecer sus servicios en Hong Kong si las autoridades continúan con su idea de poder responsabilizar a las empresas de tecnología por el contenido generado por los usuarios.

El hecho es que la Oficina de Asuntos Constitucionales y Continentales de Hong Kong propuso enmiendas a las leyes de protección de datos de la ciudad en mayo, argumentando que eran necesarias para abordar la práctica del doxing (práctica de recopilar y compartir información digital personal de los usuarios sin su consentimiento).

Según las reglas propuestas, las autoridades tendrán el poder de obligar a las empresas digitales y los sitios web a eliminar información personal de sus plataformas. Los infractores podrían recibir sanciones de hasta 1 millón de dólares de Hong Kong (alrededor de 108.000 euros) y hasta cinco años de prisión.

La Coalición de Internet de Asia (AIC), que incluye a Apple, Google, Facebook, Twitter y LinkedIn, escribió al Comisionado de Privacidad de Datos Personales de Hong Kong sobre el asunto el mes pasado. El grupo compartió su preocupación de que las propuestas “no estaban alineadas con las normas y tendencias globales”, y podrían verse personas afectadas con severas sanciones.

A las empresas les preocupa que las nuevas normas puedan poner a su personal en riesgo de investigaciones penales o enjuiciamientos. Los firmantes de la carta argumentaron que los empleados en Hong Kong no son responsables de las operaciones de las plataformas digitales y no tienen el derecho de acceso para administrar los contenidos de la plataforma.

La única forma de evitar estas sanciones para las empresas de tecnología sería abstenerse de invertir y ofrecer sus servicios en Hong Kong, privando así a las empresas y consumidores de Hong Kong, al tiempo que crea nuevas barreras al comercio“, decía la carta.

Las firmas de tecnología agregaron que cualquier legislación antidoxing “debe basarse en principios de necesidad y proporcionalidad”.

La jefa ejecutiva de Hong Kong, Carrie Lam, no ha querido dar importancia a estas preocupaciones, al comentar que las nuevas reglas se enfocarían solo en el doxing ilegal (aunque las propuestas están redactadas de manera vaga y solo hay la palabra de Lam para esto). “Estamos apuntando al doxing ilegal y empoderando a los comisionados de privacidad para que investiguen y realicen operaciones, eso es todo”, ha puntualizado Lam, quien añadía que “existe un amplio apoyo para legislar contra el doxing”.

Comparte esta noticia en: